‘Los enamoramientos’, de Javier Marías, finalista al premio de la crítica en EE UU

Los enamoramientos, la última novela de Javier Marías, sigue su éxito imparable de público y crítica: es una de las cinco finalistas al National Book Critics Circle Awards de Estados Unidos en el año 2013. Una selección hecha por 600 críticos y directores de suplementos y revistas literarias cuyo ganador se dará a conocer el 13 de marzo. “Ha sido una agradable sorpresa que no hubiera imaginado y que considero un honor”, cuenta el escritor madrileño.

En esta edición, Marías es el único hombre entre los finalistas y su obra la única traducida. Junto a él figuran las escritoras Chimamanda Ngozi Adichie, por Americanah (que en marzo publicará Random House); Alice McDermott, por Someone; Ruth Ozeki, por A Tale for the Time Being, y Donna Tartt por El jilguero (que en marzo publicará Lumen). Una situación, asegura Marías, que “no tiene mucho de particular porque las mujeres han adquirido mayor visibilidad y muchas con una gran calidad literaria, además de ser las que más leen en todas partes”.

La elección de Los enamoramientos como una de las cinco mejores novelas, por parte de los críticos, no deja de sorprender al escritor español, teniendo en cuenta que en Estados Unidos solo se traduce el 3% de su producción editorial. En su caso, 14 de sus libros como Tu rostro mañana, Corazón tan blanco y Todas las almas.

La historia de Los enamoramientos(traducida ya a 29 idiomas), narrada por María Dolz, cuenta los hechos trágicos y misteriosos de una muerte y los diferentes estados y estadios que se vive alrededor del enamoramiento, a la vez que aparecen temas como la impunidad, el azar, las relaciones, la mentira y, claro, el tiempo. La novela, publicada el verano pasado en Estados Unidos, recibió las mejores críticas de los medios como quedó patente en la portada de The New York Times Book Review.

Javier Marías, que está en la última fase de su nueva novela, dice que no le preocupa si gana o no porque el estar en esa selección, insiste, ya es un honor y cree que las posibilidades son pocas.

Fuente: http://cultura.elpais.com

Muere el poeta José Emilio Pacheco

– Fallece a los 74 años años uno de los escritores contemporáneos más importantes del español
– Recibió el Cervantes y el Reina Sofía de Poesía Iberoamericana en 2009

La poesía de José Emilio Pacheco es impecable, tallada con la materia de las palabras duraderas

El humanismo literario de José Emilio Pacheco

1. “Escribir es vivir en cierto modo”

José Emilio Pacheco nació en Ciudad de México el 30 de junio de 1939 y murió en la misma ciudad el 26 de enero de 2014. En afortunada síntesis, el crítico mexicano Adolfo Castañón escribió que “Pacheco encarna ejemplarmente entre nosotros a esa especie, acaso en extinción que es la del hombre de letras, la del virtuoso polígrafo que cultiva el poema, trama novelas y cuentos, elabora traducciones, practica la crónica y el ensayo, investiga y hace historia sin nunca perder la tensión lírica y un agudo sentido de la responsabilidad civil, que infunde toda su obra, y en particular su poesía, un filo crítico y autocrítico que lo hace entrañable y le abre las puertas de la gratitud al dar voz a los que no la tienen” .

Como narrador, fue autor de cuentos y novelas, entre ellas la muchas veces editada Las batallas del desierto, una hermosa novela de iniciación. Su labor crítica se desarrolló por decenios en una obra en marcha que él no permitió editar como libro, la célebre secciónInventario del semanario Proceso, que mezcla reseñas con memorias, traducciones con notas sobre clásicos mexicanos y universales, en fin, una obra múltiple que llega a incluir ficciones y fragmentos de obras de teatro. Su trabajo de traductor incluye versiones de los Cuatro cuartetosde Eliot, De profundis de Oscar Wilde, Cómo es de Beckett, Un Tranvía llamado deseo de Tennessee Williams y Vidas imaginarias de Marcel Schwob. Su labor de crítico incluyó la ejemplar Antología del modernismo y en la edición y estudio preliminar de El cerco de Numancia de Cervantes.

Siempre corregía, inlcuso lo publicado, inconforme siempre con la última versión, nunca definitiva, en una actitud que revela una profunda humildad ante el texto y un sentido de obra en marcha, inconclusa y perfectible

Pero la parte central de su obra, la que lo convierte en “poeta y escritor”, según la contradictoria y ya establecida fórmula de las enciclopedias que divide el oficio entre el género y una de sus especies, es su trabajo poético, que se ha reunido completo en tres ocasiones, una en 1980, otra en el año 2000, con el título de Tarde o temprano que luego en 2010 fue ampliada, y que incluye más de doce volúmenes que cambian cada vez que se reeditan debido a la costumbre que tenía de excluir poemas y de corregir cada vez los ya publicados, inconforme siempre con la última versión, nunca definitiva, en una actitud que revela una profunda humildad ante el texto y un sentido de obra en marcha, inconclusa y perfectible.

Su trabajo poético le valió un reconocimiento creciente y varias distinciones consagratorias entre los que enumero, además de los premios Cervantes y Reina Sofía de Poesía Iberoamericana, varios que tienen el denominador común de su importancia y de llevar el nombre de poetas: premio José Asunción Silva (Bogotá, 1996), Octavio Paz (México, 2003), Ramón López Velarde (Zacatecas, 2003), Pablo Neruda (Santiago de Chile, 2004), Alfonso Reyes (Monterrey, 2004) y Federico García Lorca (Granada, 2005).

2. “El tiempo que destruye todas las cosas”

El tema más notorio en la poesía de Pacheco es el tiempo. Sus críticos han resaltado y sus lectores lo notan de entrada. Los mismos títulos de sus libros apuntan a este asunto central. Baste recordar que las compilaciones de su poesía reunida se llama Tarde o temprano y tiene libros titulados No me preguntes cómo pasa el tiempo, Irás y no volverás, Desde entonces y Siglo pasado.

La obra toda de José Emilio Pacheco está dominada por un pesimismo irredimible, por una conciencia de la destrucción. Oigamos un poema deIrás y no volverás titulado Contraelegía:

Mi único tema es lo que ya no está.
Sólo parezco hablar de lo perdido.
Mi punzante estribillo es nunca más.
Y sin embargo amo este cambio perpetuo,
este variar segundo tras segundo,
porque sin él lo que llamamos vida
sería de piedra.

Esta conciencia del daño que el tiempo hace a todo incluye también al poeta, a la conciencia del poeta, a su desolado conformismo. Dice en un breve poema de Desde entonces titulado Antiguos compañeros se reúnen:

Ya somos todo aquello
contra lo que luchábamos a los veinte años.

Aquí se ve cómo uno de los grandes talentos de Pacheco era el poema corto. No tiene desperdicio. Es afilado, agudo, penetrante, redondo y todo eso lo convierte en memorable.

3. “Ha sido la realidad lo que ha pasado”

Hay otra constante en José Emilio Pacheco, otra constante inscrita en el tiempo que todo lo abarca y lo destroza: su crítica de los poderes, su permanente e insoslayado enfrentamiento con la violencia del poderoso, con la máquina de guerra del que mande. La historia es una sucesión de atropellos y de asesinatos. En Fray Antonio de Guevara reflexiona mientras espera a Carlos V dice el poeta:

Vamos de guerra en guerra. Todo el oro
de Indias se consume en hacer daño.
La espada
incendia el Nuevo Mundo.
La cruz
sólo es pretexto para la codicia.
La fe
un torpe ardid para sembrar la infamia.

4. “Especies en peligro (y otras víctimas)”

La antología titulada La fábula del tiempo, publicada en 2005 por Ediciones Era y preparada por un muy apreciable poeta mexicano, Jorge Fernández Campos, él dice:“tal vez José Emilio Pacheco en esencia es un gran fabulista” y no en vano lo dice, pues escrito en su “tema de temas”, el tiempo, a lo largo de todos sus libros aparece en reino animal, hasta el punto de que otro poeta mexicano hizo una selección temática de poemas de Pacheco: pájaros, peces, ballenas, hormigas, zopilotes, langostas, hormigas, moscas, caballos, cerdos, monos, halcones, ratones, grillos, sapos, hienas, en fin, cantidades de animales, como elCordero:

Ocúltate en la zarza.
Que no te atrapen. El mundo
sólo tiene un lugar para los corderos:
los altares del sacrificio.

5. “La vida jamás estará escrita”

El último poema de la compilación de Tarde o temprano del año 2000,sobre su poesía reunida, parece una coda demoledora sobre sí mismo. Se titula Despedida y dice:

Fracasé. Fue mi culpa. Lo reconozco.
Pero en manera alguna pido perdón o indulgencia:
Eso me pasa por intentar lo imposible.

El otro hilo conductor de la poesía de José Emilio Pacheco es la poesía sobre la poesía, la autocrítica –que abarca a la persona y a los poemas-, los poemas sobre poetas, los poetas inventados, cuya obra y cuya biografía él mismo escribe. Estos últimos son Fernando Tejada y Julián Hernández. Hernández es demoledor y termina un poema, Arte poética II, enunciando una ley inexorable:

Escribe lo que quiera.
Di lo que se antoje:
de todas formas vas a ser condenado.

(*) Darío Jaramillo es poeta y narrador colombiano.

Fuente:  http://cultura.elpais.com/cultura

Nuevo encuentro del Club de Lectura

Hoy, día 21 de enero, se vuelven a reunir los miembros del Club de Lectura “Camino Viejo”, en torno a la obra maestra de la literatura universal  “Cien años de soledad”, escrita por Gabriel García Márquez.

Lugar de reunión : Sala de Lectura Biblioteca Pública

Hora :  19’30 h.

tapa del libro: Cien Años de Soledad

      CIEN AÑOS DE SOLEDAD
Publicada en 1967, Cien años de soledad relata el origen, la evolución y la ruina de Macondo, una aldea imaginaria que había hecho su aparición en las tres novelas cortas que su autor había publicado con anterioridad. Estructurada como una saga familiar, la historia de la estirpe de los Buendía se extiende por más de cien años, y cuenta con seis generaciones para hacerlo.La crónica de los Buendía, que acumula una gran cantidad de episodios fantásticos, divertidos y violentos, y la de Macondo, desde su fundación hasta su fin, representan el ciclo completo de una cultura y un mundo. El clima de violencia en el que se desarrollan sus personajes es el que marca la soledad que los caracteriza, provocada más por las condiciones de vida que por las angustias existenciales del individuo.

El realismo mágico (también llamado lo real maravilloso) hace posible que la objetividad de la vida material se vea matizada por la subjetividad de la fantasía. Lo insólito (situaciones parecidas a los cuentos de hadas, levitaciones, premoniciones, la extrasensorialidad presente) da lugar a una atmósfera mágica que atenúa la miseria social y humana, de forma que lo mágico subraya la dureza y desajuste de la realidad, la violencia que domina la vida cotidiana.

 

Premio Nadal 2014 para Carmen Amoraga

     Carmen Amoraga ha sido galardonada con el Premio Nadal 2014 por su novela              La vida era eso, una obra que tiene como protagonista a una mujer que enviuda y se refugia en un mundo virtual. 
        En la novela de Amoraga, la pérdida, tras una larga enfermedad del marido, deja sola a una mujer en la madurez de los cuarenta. Sola no. Con dos hijas pequeñas y con todas las personas con las que su esposo se relacionaba en las redes sociales a las que era aficionado. Del rechazo inicial, la protagonista pasa a establecer relaciones con todos ellos, consiguiendo superar la terrible pérdida e incluso rehacer su vida. Se trata, a juicio del jurado, de un libro que ha conjugado “con oído finísimo el lenguaje de hoy”, que “aborda las nuevas formas de comunicarse y la relación con los demás a través de las redes sociales” y que, además, es capaz de “tratar con humor un tema tan duro como es la pérdida de un ser querido”.
La novela fue  presentada al premio bajo el seudónimo de Gino Paoli y el título ficticio de Senza fine, y la ganadora ha recibido el galardón de manos de Ana María Matute, vencedora del Nadal en 1959.
En la misma velada literaria, que cada año supone la apertura de la temporada literaria de premios nacionales, además del Nadal se ha fallado el 46 Premio Josep Pla de prosa en lengua catalana, ambos convocados por Ediciones Destino, que ha recaído en el escritor, articulista y arqueólogo andorranoAlbert Villaró por su novela Els ambaixadors.
 

Imagen destacada

María Victoria Atencia. Autora del Año 2014

La Consejería de Educación, Cultura y Deporte declara a María Victoria Atencia Autora del Año 2014

María Victoria AtenciaLa comisión asesora del Centro Andaluz de las Letras ha acordado por unanimidad en la reunión celebrada en Málaga, proponer como Autora del año 2014 a la autora malagueña, María Victoria Atencia, una de las grandes poetas españolas de la generación del 50.

El Centro Andaluz de la Letras recuerda cada año a uno o varios autores andaluces con el objeto de mantener y acrecentar la memoria literaria de figuras tan importantes como Aleixandre, Bécquer, Cernuda, Alberti, María Zambrano, Manuel Altolaguirre, Luis de Góngora, Juan Ramón Jiménez, Antonio Machado, José Antonio Muñoz Rojas, Luis Rosales, Francisco Giner de los Ríos, José Moreno Villa o José Manuel Caballero Bonald, autor homenajeado en 2013.

Luciano Alonso, consejero de Educación, Cultura y Deporte de la Junta de Andalucía, ha resaltado que “María Victoria Atencia es una de las voces esenciales de la literatura española del siglo XX. Con su designación como Autora del Año 2014, no sólo pretendemos hacer más visible ante la opinión pública la obra literaria de una escritora excepcional sino poner en valor a la generación andaluza del 50 a la que históricamente pertenece y que a veces no ha recibido el debido reconocimiento en el resto del Estado español”.

La Consejería de Educación, Cultura y Deporte realizará un programa de actividades que se desarrollará durante todo el año 2014 y que girará entorno a la figura y obra de la poeta María Victoria Atencia. En primer lugar, se impartirán unas jornadas dedicadas a esta autora malagueña, en las que los principales especialistas analizarán su figura y su obra relacionándola con su época. La Ronda Andaluza del Libro, las lecturas monográficas, la edición de una antología y la celebración del Día Internacional del Libro serán otras actividades dedicadas a la figura de esta gran autora.

La Consejería de Educación, Cultura y Deporte pondrá en marcha una nueva exposición sobre la poeta que recorrerá todas las provincias de la comunidad andaluza. La muestra vendrá acompañada de un catálogo que recorrerá de forma más extensa la vida y obra de María Victoria Atencia con estudios y análisis a cargo de especialistas. Además, el Centro Andaluz de las Letras, que colabora con 400 clubes de lectura en el territorio andaluz, pondrá a su disposición diversas versiones de las obras más significativas de la poeta malagueña, con la finalidad de que la obras se puedan leer en toda la comunidad autónoma.

María Victoria Atencia, nacida en Málaga en 1931, es una de los miembros más destacados de la llamada Generación del 50. Desde niña mostró una fuerte inclinación por la poesía, la pintura y la música. A los veinticuatro años contrajo matrimonio con Rafael León quien se convirtió en su guía y editor, dedicándose de lleno a la poesía. Es académica numeraria de la Real Academia de Bellas Artes de San Telmo, de Málaga; académica correspondiente de las Reales Academias de Cádiz, Córdoba, Sevilla y San Fernando; y asesora del Centro Andaluz de las Letras de la Junta de Andalucía, de la Fundación de la Generación del 27 de Madrid, del Centro Cultural Generación del 27 de Málaga, de la Fundación María Zambrano de Vélez-Málaga, y de Honorary Associate of The Hispanic Society of America de Nueva York.

Ha obtenido numerosas distinciones entre las que destacan el Premio Andalucía de la Crítica en 1998, el Premio Nacional de la Crítica en 1998 o Premio Luis de Góngora de la Letras Andaluzas. En 2010 es galardonada con el VII Premio Federico García Lorca, el de mayor dotación económica de los premios de poesía de habla hispana, con 50.000 euros. Se trata de la segunda mujer que se alza con este premio después de que la peruana Blanca Varela resultara galardonada en 2006. En 2012, fue postulante al sillón “n” de la Real Academia Española, vacante tras la muerte de Valentín García Yebra, junto con Carme Riera, siendo está última la elegida para ocuparlo. Es Hija Predilecta de Andalucía y Doctora Honoris Causa por la Universidad de Málaga.